Las botas SimBoots

03.02.2012

 

chica en el simulador En ocasiones invertimos grandes sumas en la compra de todo tipo de dispositivos para nuestro simulador, descuidando ciertos accesorios que a pesar de tener un reducido coste y pueden aportar una notable mejora en nuestra conducción.

Existen multitud de empresas que ofrecen equipamiento orientado a la competición real, aunque son pocas las que ofrecen este tipo de productos adaptados a la conducción simulada.


Normalmente la mayoría de personas utilizan su calzado diario para ponerse a los mandos del simulador, a pesar de que este calzado quizás no proporcione la comodidad y sobre todo el agarre suficiente, para el pleno disfrute de la competición.

A los mandos de un simulador, cuando se conduce al límite, los pies han de trabajar muy rápido y de forma muy precisa sobre los pedales, más aún si cabe, si necesitamos realizar maniobras especiales con los pedales.


Las botas SimBoots

Realizadas en neopreno con malla de celda cerrada, las botas SimBoots se realizan de forma artesanal a medida, para satisfacer las necesidades de cada cliente.

La personalización comienza con el tamaño y la coloración, eligiendo incluso el recubrimiento de goma, que pueden ser elegidos para estar bajo la suela, el talón o una combinación de los dos, lo que permite todo tipo de técnicas de conducción desde utilizar el pie izquierdo para frenar como técnicas más complejas de punta tacón, etc.

Las botas de utilizar un sistema de cables elásticos para sujetar todo el pie, pudiendo ser fijado y liberado con un bloqueo que se encuentra en la parte trasera de la bota.


El modo de conseguir un par de botas es algo complejo, puesto que requiere un pequeño esfuerzo adicional por parte del cliente, al tener que proporcionar las medidas exactas de su pie para conseguir un ajuste perfecto. Debiendo medir la longitud del pie desde el talón a los dedos, la anchura en la parte más ancha del pie, así como la circunferencia del tobillo, todo esto se puede realizar fácil y rápidamente realiza mediante una hoja de papel.

Es posible también personalizar los colores de algunas zonas de las botas, debiendo indicar la combinación de colores en el pedido que realicemos, así como colocar unos refuerzos en las zonas de mayor contacto con los pedales, mejorando la comodidad a la hora de pulsar varios pedales de forma simultanea.



Conclusión

Con un precio de 50 dólares, las SimBoots son una buena opción para aquellos que están descontentos con la conducción con zapatos de calle o calcetines, que están buscando algo que te de un mayor agarre y sentir el tacto de los pedales.

Para más información y realizar tu pedido puedes visitar la web de SimBoot.

Quiz tambin pueda interesarte

Los mejores volantes para simulación Para sentir todo el realismo que proporcionan los mejores títulos no puedes conformarte con cualquier volante y tampoco es cuestión de gastar un dineral, de modo que vamos a echar un vistazo a parte de la oferta actual de volantes


ltimos comentarios: